618 Vistas

Nuevamente una crisis ha puesto en evidencia nuestra construcción del «otro». Cuando se habla de oriente, pareciera que el mundo se dividiera en dos y, a partir de un límite imaginario, justificado por una mera convención, todo se volviera ininteligible. Sin embargo no fueron pocos los esfuerzos para nombrar esa otredad que llamamos «oriente». Pero …